Videojuegos y literatura cada vez más cerca

Cualquier gamer al que también le guste leer puede que piense que el tema de este artículo es obvio, sin embargo hay aun gran parte de la sociedad que piensa que los videojuegos son el lado contrario o lo opuesto a la literatura… no pueden estar más equivocados.

¿Cómo se combina la literatura con el videojuego?

En este sentido, con ya muchos los escritores, sobre todo jóvenes que consideran a los videojuegos como una herramienta más de hacer llegar la narrativa de fantasía y de aventuras al público joven. De esta manera consideran que los videojuegos son una parte más de la narrativa contemporánea y no podemos seguir dejándolos al margen, de manera que muchos de estos autores piensan que deberían incluirse dentro del campo de la literatura, comparando los videojuegos con el principio del cine que en sus orígenes era considerado una atracción de feria y hoy es considerado una rama más del arte.

20425

Y es que los videojuegos han evolucionado desde sus primeros momentos en los que la mayoría carecían de historia y el jugador simplemente tenía que disparar, hasta los vieojuegos actuales en los que se incorporan elementos narrativos, escenas entre pantalla y pantalla que desarrollan un argumento, un guión trabajado y una forma de trabajar con los planos similar al cine e incluso o rasgos literarios propios de cualquier novela.

En este sentido no es raro encontrarnos personajes que debemos manejar en los videojuegos bastante elaborados, con toda una personalidad, motivaciones turbias que no acabamos de comprender, de las que incluso desconfiamos hasta que vamos comprendiendo su historia poco a poco exactamente igual que podemos ver en cualquier novela considerada una obra maestra de la literatura.

Es por esto que debemos empezar a desterrar de nuestras mentes la idea, que como vemos es errónea, de considerar a los videojuegos de Playstation 4, el lado oscuro de la literatura e incluso su enemigo, sino que debemos empezar a pensar en ellos como una forma más de literatura, una forma evolucionada, en la que la narración y la acción que en los libros tradicionales se nos mostraba como a simples espectadores, pasa ser totalmente interactiva e incluso cambiante dependiendo de las decisiones que el gamer tome en un momento determinado, como podemos ver en la mayoría de los RPG actuales por ejemplo Skyrim o Final Fantasy XIV.

Sea como sea, es posible que esta consideración de excluir a los videojuegos como una forma más de la literatura, más moderna y en sintonía con la sociedad actual, está siendo llevada a cabo por la gran mayoría de individuos que no saben nada del mundo del videojuego, de tal manera que en su posición de total ignorancia siguen creyendo que los videojuegos consisiten únicamente en disparar a naves como en Mars Invaders o bien escapar (o comer) fantasmas como en Pacman… tal vez este tipo de gente debería empezar a jugar.

Anuncios

Videojuegos y lectura

Puede que al leer el título de este artículo estés preparado para una especie de discurso en el que colocamos a los videojuegos en el lado negativo y la lectura en el lado positivo. Si es así, te podemos adelantar que estás equivocado, de la misma manera que si opinas lo contrario. ¿Cómo puede ser esto? Es fácil, en realidad desde mi punto de vista ambas aficiones, tanto la lectura como los videojuegos encabezados por las consolas más vendidas como son Xbox, PlayStation, Wii o PC, se encuentran en el mismo nivel e incluso una de ellas te puede llevar a la otra o viceversa.

En este sentido, el hecho de considerar a ambas aficiones como algo que se excluyente, es un error, ya que queramos o no, muchos videojuegos están plenamente basados en éxitos de la literatura y el cómic y basan sus guiones en el mismo esquema que podemos ver en cualquier novela. La diferencia es que si bien un libro, todo el escenario y personajes los tienes que imaginar tú mismo, en un videojuego el jugador es un espectador activo que interviene directamente en el desarrollo de la historia a través de sus propias acciones.

Los videojuegos ayudan en la lectura

También hemos de tener en cuenta que tradicionalmente se ha usado la lectura no como fuente de placer o actividad lúdica, sino como una especie de castigo, una obligación. Por suerte esta imagen de la lectura está cambiando y muchas familias hacen de la lectura un placer y no una actividad forzada, gracias a la difusión e importancia que cada día van cobrando diversas iniciativas de fomento lector en múltiples países. Sin embargo, existe cierto rechazo automático hacia los videojuegos como culpables de la falta de afición por la lectura de los jóvenes, y esto sin tener en cuenta que estamos en un contexto en que los medios audiovisuales han modificado la forma de percibir el mundo y relacionarse con la sociedad.

Uno de los efectos de este cambio de en la sociedad, es la falta de tiempo que los miembros de la familia comparten entre sí, haciendo que los videojuegos puedan resultar más atractivos para las generaciones más jóvenes que los libros, que requieren de determinados procesos cognitivos y afectivos que deben desarrollarse en el tiempo antes de poder ser apreciados en todo su potencial.

Es por este motivo, que no podemos considerar esta afición negativa por el hecho de ser diferente a las actividades que los que somos adultos ahora realizábamos. Es como si dijéramos que leer siempre es bueno, sea lo sea lo que se esté leyendo. Tenemos que tener en cuenta que la sociedad ha sufrido grandes cambios en las últimas décadas, algo que deben tener en cuenta padres, educadores y hasta especialistas.

Videojuegos: ¿La Nueva Literatura?

Uno de los debates que han levantado los videojuegos es que son los grandes culpables de que las generaciones actuales estén dejando de lado el placer de la lectura, siendo esta generación una de las que menos índice de lectura presenta. Sin embargo y por otro lado, la generación actual de jóvenes es la que más horas pasa jugando videojuegos. ¿Dónde está la imaginación y las ganas de fantasía y aventuras de estos jóvenes? La respuesta a estas preguntas es lógica y no es otra que en los videojuegos.

¿Puede que los videojuegos sean la nueva literatura?

videojuegos2011Partiendo de esta idea, parece que los que somos hoy adultos hemos olvidado, por suerte muchos no lo hemos hecho, que una de las principales características que se han de dar para el desarrollo del placer por la ficción pasa por disfrutar de una historia entretenida y significativa para niños y jóvenes, y que ahora estas historias y esta ficción la otorgan los videojuegos al igual que en la generación anterior la otorgaban los libros.

Desde el punto de vista del lector compulsivo, adulto y gamer que soy, me encanta ver como los jóvenes desarrollan el gusto por la fantasía y las historias de aventuras, sea por el camino que sea, incluido el camino de los videojuegos. Es más puedo incluso asegurar que el gusto por la ficción que se desarrolla a través de los videojuegos puede acercar mucho a los niños y jóvenes a la literatura, si fuese aprovechado y tomado en consideración por la familia, educadores, etcétera en lugar de ser menospreciados por desconocimiento o simple ignorancia.

Algunos lectores pueden preguntarse cómo un videojuego va a contar una historia, o bien no terminar de ver esta idea de un videojuego contando una historia como algo muy claro. Pongamos por ejemplo cualquier título de la saga Final Fantasy que se pueden considerar como los más característicos de los juegos de género RPG, es decir, juegos que básicamente se sustentan en el desarrollo de una historia por la que los jugadores deben progresar para avanzar, sin puntos y aparte, no hay competencia directa, solo hay un mundo en que viven personajes inmersos en un argumento desenvuelto a través de un guion, tal y como una novela, cómic o película, solo que interactivos.

En la literatura, los lectores solemos encontrarnos ante la historia desde afuera, es decir, somos los oyentes de las palabras de otra persona, mientras que en los videojuegos RPG, como los Final Fantasy XIV o el que sea, nosotros somos los responsables de hacer avanzar constantemente la historia. Nuestras manos pulsan botones que hacen que los personajes se muevan, interactúen entre sí, decidan destinos enteros. Nosotros vamos eligiendo nuestro equipo de juego, encariñándonos con nuestros personajes y preparando estrategias para hacerlos sobrevivir. Podemos desperdiciar tardes enteras caminando por una ciudad por el simple placer de meternos a todas las casas a hablar con la gente, etcétera.

Es por estos motivos que los jóvenes de hoy gastan tanto tiempo en videojuegos, al menos tanto como los de generaciones pasadas lo hacían leyendo… sin lugar a dudas los videojuegos son los destinados a ser considerados los nuevos libros.

Videojuegos: consejos de buen uso

VideojuegosA estas alturas todos los que tengan algo que ver con la afición a los videojuegos o como se suelen llamar, gamers, sabe que es una afición de lo más extendida entre los jóvenes de hoy en día y que además es una actividad que se encuentra bajo las críticas de muchos sectores de la sociedad. En este sentido, muchos son los artículos que hablan sobre las consecuencias negativas y positivas del uso de este tipo de videojuegos, considerándolos desde la causa de muchos comportamientos negativos hasta una herramienta muy valiosa en la ejercitación de habilidades mentales.

¿Cómo Utilizar bien un Videojuego?

Muchos padres han elegido el camino de prohibir el uso de los videojuegos, mostrándose inflexible con las horas que sus hijos juegan con la videoconsola, sea la que sea, es decir, Xbox, PlayStation, Wii, PC, etcétera, aunque es posible que esta actitud no sea tan positiva como muchos padres creen, ya que desde un punto de vista educativo, no cabe duda de que jugar a un videojuego puede aportar ventajas al niño. Sin embargo es bastante complicado hacer generalizaciones en cuanto a ventajas e inconvenientes, ya que cada videojuego tiene unas características propias que depende de manera determinante de su contenido y del grupo de juegos al que pertenece según su temática.

Uno de los primeros consejos que deberíamos seguir, aunque parezca obvio, es que los padres deben controlar el contenido de los videojuegos que compra su hijo, del mismo modo que controla el tipo de programas que puede ver en televisión. De esta manera seguir la recomendación por edades es algo que todo padre debe tener en cuenta, así como el contenido que tiene dicho videojuego, bien sea contenido violento, sexista o racista, debiendo evitar este tipo de contenido y alejando a sus hijos de esta temática.

Videojuegos y su buen uso

Sin embargo, debemos tener en cuenta que los videojuegos han de ser considerados como una actividad más en la vida del niño. Tanto si nos gusta como si no, el videojuego es un tipo de entretenimiento que siempre va a estar presente, al igual que ha pasado con la televisión, por lo que sin duda lo mejor es intentar conocerlo sabiendo que la oposición radical lo único que consigue es reforzar el interés del niño. Tarde o temprano todos los chavales acaban interesándose durante una época por los videojuegos y es conveniente que se vaya educando a nuestros jóvenes para esta situación.

Debemos tener en cuenta que como hemos dicho el uso de los videojuegos va a ser una constante y hacer ver que su uso es algo negativo o malo para nuestros jóvenes, lo único que hace es crear una especie de halo de maldad, convertirlos en algo prohibido y sin duda desperdiciar la oportunidad que los videojuegos nos pueden brindar como herramienta para la educación de las generaciones más jóvenes.

Lo habitual es que tras recibir el regalo de la videoconsola o el ordenador el niño muestre un interés desmedido por estos juegos durante las primeras semanas. Por ello el experto señala que es un error intentar controlar el uso desde el momento en que se estrena la máquina. “Se debe controlar más que nada el uso a medio plazo. Hay estudios que muestran que al entrar en contacto por primera vez con los videojuegos el chico experimenta un periodo de unas cinco semanas de uso indiscriminado, tras las cuales inevitablemente disminuye hasta estabilizarse al llegar al tercer mes”.

Las conductas muy restrictivas por parte de los padres pueden lograr el efecto contrario al que se persigue. “Una investigación muestra que es precisamente en los niños sometidos a menor control por parte de sus padres en los que se produce antes el fenómeno de saturación. Parece que el juego pierde al menos una parte de su atractivo al no ser visto como algo prohibido, por lo que si el niño sigue un trayectoria escolar normal es recomendable la manga ancha en este aspecto”.

Más información y guías de Juegos aquí

Videojuegos activos frente a actividad física tradicional

Uno de los temas más de moda en lo que se refiere al mundo de los videojuegos, es sin duda la utilización de cierto tipo de videojuegos llamados activos como herramienta para luchar contra la obesidad infantil.

Videojuegos Actividad FísicaComo todos sabemos, los videojuegos siguen ocupando el puesto más alto en el ranking de ventas, así, consolas como por ejemplo Wii, una consola que gusta tanto a los padres como a los niños y la Kinect para la Xbox 360, ocupan muchas horas en el ocio de los niños. Frente a las pantallas pequeñas de la Nintendo DS o de la PSP, la Wii y la Xbox 360, que se instalan en la pantalla de la televisión, producen un mayor descanso visual durante el tiempo de juego. La visualización en 3D también permite al usuario moverse mientras juega, lo que supone una gran ventaja frente al sedentarismo al que obligan otras videoconsolas.

¿Pueden los videojuegos reemplazar la actividad física?

Pero debemos tener cierta mirada crítica y no llamarnos a engaño, ya que aunque este tipo de consolas proponga modalidades deportivas como el tenis, el golf o los bolos, la energía desplegada en el salón de casa no sustituye a la práctica deportiva, como se ha demostrado a través de diversos estudios especializados.

En este sentido, médicos infantiles nos aconsejan que los niños, sobre todo a edades más bajas, deben en todo momento jugar a juegos más tradicionales y con juguetes que fomenten la psicomotricidad, la creatividad y los valores sociales porque estos nuevos juguetes tecnológicos no ayudan a combatir la obesidad ni el sedentarismo ya que pueden causar situaciones de elevado estrés perjudiciales para el menor y para su correcto desarrollo.

Teniendo esto en cuenta y aunque este tipo de videojuegos parezcan inofensivos, es importante que los padres tengan siempre controlado el tiempo de juego que permiten a sus hijos jugar. En este sentido, los especialistas recuerdan que no es muy aconsejable dedicar más de 3 o 4 horas a la semana a esta actividad y jugar un máximo de una hora al día con un descanso a los 30 minutos, e igualmente controlar contenido bélico o violento de los videojuegos que ofrecemos a los niños y la edad para la que están recomendada.

Debemos empezar a desterrar las falsas creencias y estar bien informados, no podemos pasar de considerar a los videojuegos como malos por esencia a considerarlos la herramienta que todo lo soluciona. Es cierto que son una herramienta muy útil, pero con el control necesario por parte de los adultos, sin el cual más que la citada herramienta se convertirán en una de las causas de los problemas de obesidad, educativos y de aprendizaje de normas por parte de nuestros jóvenes.